Técnicas de Iluminación en Fotografía: Helipuerto

Por Marcelo Isarrualde

Un helipuerto es un pequeño aeródromo solamente válido para helicópteros.

Los helipuertos pueden tene una o más plataformas de aterrizaje y suelen tener unos servicios más limitados que los aeropuertos, tanto de combustible como de iluminación o hangares.

La mayor versatilidad y operatividad de los helicópteros respecto a los aviones, les ha ido otorgando año a año un mayor protagonismo en, por ejemplo, el dispositivo de lucha contra incendios forestales. Son capaces de cargar agua en piscinas o pantanos sin  necesidad de volver a la base y también pueden transportar brigadas de bomberos. Por todo ello, en el verano la demanda de estas aeronaves es extrema y tuve que realizar el retrato de Gemma Mallofré Ventura antes del comienzo de la temporada estival.

Gemma es piloto y bombero y quise que el retrato se realizase en las pistas de Helipstas en Ullastrell porque las vistas son estupendas y la porción de cielo visible es enorme.

La sesión comenzó en uno de los hangares, el destinado al taller mecánico. La gran dificultad de esta foto fueron los reflejos del exterior y el del flash en el cristal de doble curvatura del helicóptero.

Utilicé como luz principal un flash Profoto B1 ya que la sesión no iba a ser muy larga y necesitaba tener autonomía, sobretodo al salir a la pista porque cualquier enchufe estaría muy lejos del área de aterrizaje. Además, la potencia del B1 era más que suficiente para resolver cualquier situación que se me presentase.

…la potencia del B1 era más que suficiente para resolver cualquier situación que se me presentase.

Marcelo Isarrualde
Marcelo IsarrualdeFotógrafo

La potencia del Profoto B1, de 500 Ws, nos permitió obtener la potencia necesaria y ajustarla además con un rango de salida de 9 f-stops.

Marcelo Isarrualde
Marcelo IsarrualdeFotógrafo

Decidí realizar el retrato con trípode y de este modo poder superponer luego dos fotos en posproducción y lograr así la imagen final. Dejé visible el reflejo sobre la carrocería pero le quité el de los cristales. El fondo no era muy bonito y era algo caótigo, por lo que decidí ir “pintando” por zonas para no lograr una luz uniforme, sino pequeñas “manchas” de luz sobre la pared. Para ello trabajé con un flash Profoto B2 sin accesorios y acerqué el cabezal a la pared para que las manchas fuesen pequeñas.

Ya en el exterior la luz del atardecer era muy bonita de color, aunque algo dura. Por la posición de cámara, el rostro de Gemma quedaba en sombra en una de sus mejillas. Utilicé un Profoto B1 desde cámara para disminuir el contraste de la luz sobre su rostro.

De modo muy rápido, la luz del sol caía y 10 minutos después de la toma anterior Gemma ya estaba en sombra. El helicóptero aterrizado en pista era blanco y brillante. No quise perder detalle de su color y decidí subexponer el ambiente un punto. De este modo la luz principal sobre su rostro, iluminada por el flash, estaría en lo que llamamos un Ratio +1, es decir, un punto por encima de la luz ambiente.

Para este retrato decidí colocar sobre un flash un Profoto B1 y una pequeña ventana octogonal OCF Octa 2′. Este accesorio, colocado muy cerca de su rostro, produciría una luz suave y envolvente a la vez que un degradado sobre su cuerpo como se puede apreciar en la fotografía que abre este post.

Un hecho a descatar de esta imagen es que la disparé en modo HSS (High Speed Sync). Este modo permite trabajar más allá de la máxima velocidad de sincronización por cortinilla al emitir una multitud de pequeños destellos durante un tiempo más largo del habitual y cubrir así el intervalo de disparo con velocidades altas.

Para acabar la sesión realicé un último retrato dentro del helicóptero. La luz del sol apenas marcaba su perfil y fue necesario utilizar el flash como luz principal, una vez más. Como se aprecia en la fotografía anterior, el reflejo de la ventana octogonal es notorio y para ello volví a trabajar con el trípode para poder quitar luego el reflejo del flash con otra toma, donde el flash estaba apagado.

Me encantan los equipos de Profoto con baterías ya que tienen una capacidad de recarga extraordinariamente rápida, a la vez que suficiente potencia de trabajo y unos cuantos accesorios OCF muy prácticos y rápidos de montar e ideales para una situación como esta, donde la luz natural se nos iba con gran rapidez.

El fotógrafo

Marcelo Isarrualde

Nace en Montevideo en 1961. Tras graduarse de Arquitecto, se traslada a Nueva York para completar su formación académica en Columbia University, avalado por la prestigiosa beca de investigación “Fulbright Advanced Research Award”. Obtiene la beca “Seven Young Latinamerican Artist Exchange” del American Cultural Exchange Institute y numerosos premios de fotografía. Desde el año 2000 al 2007 trabaja como Director de Fotografía del Departamento de Fotografía del grupo editorial Edipresse/Hymsa, en Barcelona. Actualmente trabaja para grupos editoriales y agencias de publicidad en el ámbito del retrato y el reportaje.

Además de su trabajo profesional desarrolla una actividad docente en GrisArt-Escola Internacional de Fotografia, Idep-Escuela Superior de Imagen y Diseño y en Elisava-Escuela de Diseño e Ingeniería.

Desde comienzos de Septiembre de 2011 ha iniciado un blog sobre técnicas de iluminación que en éstos 6 años años ha tenido más de 110.000 descargas de sus contenidos.

Web: www.isarrualde.com

Obra de autor: www.isarrualde.net

Blog: www.off-camera- flash.com

Instagram: @MarceloIsarrualde

Reservados todos los derechos. © Marcelo Isarrualde
Prohibida toda reproducción parcial o total sin el consentimiento escrito del autor.